De recorrido por el Barrio Chino de La Habana

Barrio Chino Entrada Principal, habana, Cuba

Barrio Chino Entrada Principal

Uno de los sitios que más llama mi atención en la Habana Vieja, lo es su Barrio Chino. Por ello, le recomiendo a todo viajero que visite Cuba por primera vez o que nunca haya pasado por la calle Zanja, recorrer el Chinatown para que pueda deleitarse con su arquitectura y su gente.

Surgido en la segunda mitad del siglo XIX, este sitio experimentó un rápido desarrollo y llegó a convertirse en el más importante de América Latina. Por ello, esta antigua sede de disímiles y prósperos negocios -como tiendas, bodegas con mercancías exóticas, zapaterías, puestos de frutas y fondas- es un lugar a tener en cuenta para todo aquel que guste de la cultura oriental y el folclore cubano.

Calle Zanja

Calle Zanja logo

A pocos metros del Capitolio Nacional de La Habana, entre las calles Amistad y Dragones, está el barrio chino de la capital cubana. Hoy no es el mismo de entonces, pero subsiste gracias al espíritu de los viejos chinos que aún viven allí. Su historia se remonta a partir de 1847, cuando llegaron miles de chinos. El primer grupo llegó en el vapor Oquendo al puerto de La Habana, y habían sido contratados para trabajar en plantaciones de caña y café, junto con los esclavos africanos.

Por aquellos tiempos existía un espacio vacío en el centro de La Habana, cuyo eje central era la llamada calzada de la Zanja, por donde pasaba el agua del río Almendares. Entonces el chino Chun Long, con el nombre españolizado de Luis Pérez, fundó en 1858 una fonda en la esquina de Rayo y Zanja, mientras su paisano Lin Si Yin (Abraham Scull) levantó un puesto de frutas. Así nació el Barrio Chino de la Habana.

Actualmente, lo más curioso del barrio son las llamadas Sociedades Chinas de Instrucción y Recreo, pequeños casinos-bares-fondas-restaurantes, donde se ofrece gran variedad de platillos del oriente. Entre ellas están: Sociedad China La Unión de la Familia, Sociedad China Lung-Kwn-Sol, Fonda Sue-Yuen-Tong y Fonda Chi-Tack Tong.

Interior del Barrio Chino, La Habana, Cuba

Interior del Barrio Chino

Además, recorriendo el barrio se encuentran cosas curiosas, como el Diario Popular Chino (Kwong-Wah-Po), que se sigue editando en la actualidad. También existe un cine chino, en el que se proyectan películas en versión original; y una curiosísima farmacia homeopática china.

Sin dudas es un lugar muy atractivo, al que los amantes de la cocina le debemos el gusto por los vegetales y, sobre todo, por el arroz que se generalizó a partir de su llegada a Cuba, y que hoy resulta indispensable en la cocina cubana.

Acerca de Alejandro Robaina

Dueño del restaurant La Casa, en La Habana, Cuba. Owner of restaurant La Casa, in Havana, Cuba. Ver todas las entradas de Alejandro Robaina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: